El Convento de Santa Teresa (ubicación), habitado entre 1651 y 1866 por las Carmelitas Descalzas, fue una institución religiosa cuya presencia, en el barrio de la Kalsa, llevó a la creación de su iglesia más representativa, Santa Teresa alla Kalsa.
Su construcción se remonta, como palacio particular, al siglo XVI. A partir de la mitad del '600 será reformado para adaptarle a su nueva función de Convento de Carmelitas Descalzas. El reducido tamaño de su capilla determinará la construcción, a finales del mismo siglo, de la Iglesia de Santa Teresa. En el 1866 a consecuencia de la ley anticlerical de supresión de las ordenes monásticas, y secuestro de sus bienes, el edificio pasará a ser de propiedad municipal. Al suavizarse la postura de las autoridades hacia las instituciones religiosas, el edificio será encomendado al instituto religioso Figlie di Sant'Anna (Hijas de Santa Ana), fundado por Anna Rosa Gattorno (beatificada por el Papa Juan Pablo II en el año 2000). Esta congregación creó el Istituto delle Artigianelle (Instituto de las Pequeñas Artesanas) cuya finalidad fue la enseñanza del oficio de la sastrería a las jóvenes más desfavorecidas del barrio de la Kalsa. Hoy el instituto se dedica a la asistencia de inmigrantes.

El portal que perteneció al convento. Sobre el arco se puede leer: Istituto delle Artigianelle, más arriba queda el escudo del primer propietario del edificio, sobre el escudo hay una luneta que proporciona luz a la entrada y, más arriba todavía, la lapida que recuerda la institución del convento donde se lee, escrita en números romanos, la fecha del 1675.

El edificio hace esquina, en la misma Piazza della Kalsa, con la Via Santa Teresa. Si entramos en la calle y miramos la pared exterior de la iglesia, veremos donde quedaban los dos pasajes que conectaban los edificios permitiendo a las Carmelitas pasar del convento a la iglesia y viceversa. El primero se encontraba en correspondencia del coro situado sobre la entrada del templo, muy cerca de la fachada, y queda marcado por el dibujo de un arco blanco interrumpido por una ventana. Para ver el segundo hay que meterse en la calle y llegar casi al final de la iglesia, en correspondencia con el área comprendida entre el transepto y el presbiterio; al mirar hacia arriba se puede ver marcado otro arco blanco y también, un poco más abajo, los dos puntos de apoyo del arco que sujetaba la estructura.

La esquina de la iglesia de Santa Teresa alla Kalsa. Arriba, en correspondencia del coro alto, se ve la marca dejada por uno de los dos pasajes que conectaban con el convento.

La fachada del edificio es bastante extensa y, después del 1866, ha sido modificada al "desmontar" el portal de su inicial posición central para trasladarlo cerca de la esquina derecha (imagen a principio de página). Todo el conjunto linda, a oeste, con el Bastión del Spasimo.

El Istituto delle Artigianelle y la iglesia de Santa Teresa vistos a través de la Piazza della KAlsa.

En el refectorio (el comedor de las monjas) del convento se encuentra una valiosa escultura de Santa Teresa de Ávila, realizada por Ignazio Marabitti.

Licencia de Creative Commons
Guía de Palermo y Sicilia by http://panormus.es is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License