La Torre de la Albergheria y la iglesia de San Nicolò.

La Torre de la Albergheria es una antigua torre de vigía del siglo XIV construida sobre una ligera elevación del terreno de la que fue entonces la orilla sur del río Kemonia. Desde su creación compartió solar con la iglesia de San Nicolò dei Latini (hoy San Nicolò di Bari), de anterior construcción, y durante un par de siglos sirvió su función de vigilar, unidamente con las otras 10 torres de la ciudad (esta es la única que queda en pie), el perímetro y la seguridad de Palermo. Terminada esta necesidad, en el siglo XVI la torre fue transformada en campanario de la colindante iglesia de San Nicolò di Bari. Gracias a la firmeza de sus cimientos y a la calidad de su puesta en obra, este reducto de la arquitectura militar del siglo XIV ha permanecido intacto hasta nuestros días.

El acceso a la torre se halla en el costado izquierdo de la iglesia de San Nicolò, y las visitas guiadas a su interior se pueden efectuar los días de martes y sábado, desde las 10:30h hasta las 14:30h (precio del billete: 2,50€). La visita está asociada a la de la iglesia.

Después de subir un primer tramo de escaleras, desde la recepción, se llega a un cuarto cuya ventana-balcón se abre hacia la Via Nasi, la misma calle por donde hemos entrado (ver imagen). Este cuarto conecta con un primer tramo recto de escalera que ya pertenece a la base de la estructura medieval de la torre. Sobre la puerta que da a la escalera, para que los visitantes puedan verla, se encuentra una lápida que conmemora la abertura al público después del restauro del año 2006.
Al terminar la escalera nos hallamos en otro cuarto, con el techo abovedado, que ya es parte del primer cuerpo de la torre. Desde este cuarto arranca la escalera de caracol que tiene un pequeño rellano en correspondencia del segundo cuerpo de la torre, donde se hallan los cuatro ajimeces que fueron añadidos en el siglo XVI a las ventanas del siglo XIV, cuyas decoraciones exteriores nos recuerdan las del Palazzo Chiaramonte Steri. Desde los ajimeces se comienza a disfrutar de las vistas, en particular de las cúpulas de las iglesias más cercanas (ver imagen). Las paredes de este cuarto están decoradas con fotografías de época procedentes del archivo de la parroquia (ver imagen).
La escalera de caracol sigue subiendo y nos lleva hacia el tercer cuerpo de la torre, de techo bajo y caracterizado por unas pequeñas ventanas de arco apuntado que se abren, como los ajimeces del cuarto inferior, en los cuatro lados de la torre. Desde este cuarto queda el último tramo de escalera de caracol, el más breve pero también el más angosto, antes de llegar a la terraza superior.

Las vistas desde la torre mirando hacia Monte Pellegrino y la zona portuaria: A la izquierda, muy cerca, vemos la cúpula roja de la iglesia de Santa Chiara. A la derecha, también bastante cerca, vemos la cúpula recubierta de azulejos de la iglesia de Casa Professa. Al centro, más alejadas y también recubiertas por azulejos, se ven las cúpulas de las iglesias de San Giuseppe dei Teatini (centro-izquierda) y de San Giovanni dei Napoletani, la más cercana al área portuaria.

La terraza de la torre, donde se hallan las campanas de la iglesia (por supuesto no se accionan nunca durante las visitas), ofrece unas inmejorables vistas del casco antiguo de Palermo, donde sobresalen las cúpulas de las iglesias y los cuerpos de los grande edificios de las antiguos conventos, de la Catedral (ver imagen) y de algunos palacios, sobre todo el Palacio de los Normandos (ver imagen).
Girando la mirada a la derecha de la catedral se ve muy cerca el loggiato que encierra la gran cúpula de la iglesia del Santissimo Salvatore, situada en la Via Virrorio Emanuele, detrás de ella, casi en línea, se halla el Teatro Massimo (ver imagen). A la izquierda del loggiato se ve el Rascacielos del INA, el edificio más alto de Palermo. Mirando esta vez hacia la izquierda de la Catedral, vemos el Palazzo Sclafani que, desde esta altura, se ve casi mejor que en sus alrededores (ver imagen).
Si nos asomamos hacia el otro lado de la torre (la barandilla es muy alta y segura) tendremos una vista del los puestos del Mercado de Ballarò dispuestos a lo largo de la Via Ballarò en dirección de la Piazza del Carmine donde se reconoce la monumental estructura dela iglesia y el convento del Carmine Maggiore (Carmen Mayor), con su cúpula, tal vez la más hermosa de Palermo, recubierta de azulejos (ver imagen).
Cambiando otra vez el ángulo de vista, situándonos esta vez entre la puerta que da a la escalera y las campanas, y mirando hacia el corazón del barrio de la Albergheria, el más perjudicado por las demoliciones del periodo fascista, veremos la cúpula recubierta de azulejos blancos de la iglesia de San Francesco Saverio (San Francisco Javier).

La Cúpula y el campanario de la iglesia de San Francesco Saverio, situada en el área más pobre del barrio del Albergheria.

Licencia de Creative Commons
Guía de Palermo y Sicilia by http://panormus.es is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License